Cargando

Transcripción del video

Terminamos el video anterior con el asesinato del archiduque Francisco Fernando de Austria, el heredero del Imperio austrohúngaro. Como podrás imaginarte, al Imperio austrohúngaro esto no le agradó. De por sí no le gustaba que el Reino de Serbia intentara incitar este movimiento nacionalista, porque lo consideraba un país pequeño y débil justo debajo suyo. Así que utilizó esto para darle un ultimátum que básicamente decía “hagan justicia inmediatamente sobre la gente que hizo esto, sobre toda la gente que pudo haber conspirado con Gavrilo Princips para permitir que este asesinato tuviera lugar. Y háganlo, o de lo contrario asuman toda la responsabilidad”. De hecho, el Reino de Serbia no estaba en condiciones de involucrarse en una guerra con Austria-Hungría, así que hizo lo que pudo para obedecer, pero su esfuerzo no fue suficiente. El 28 de julio, un mes después, Austria le declaró la guerra a Serbia. Hasta ese momento, el Imperio austrohúngaro pensaba “Muy bien, Serbia es un pequeño reino aquí. Tiene algunos vínculos y, obviamente, es un país eslavo, por lo que tiene algunos vínculos lingüísticos con el Imperio ruso. Este también tiene algunos vínculos políticos con Serbia, pero Rusia no va a involucrarse en una guerra con nosotros por esto. Tenemos una justificación para atacar a los serbios porque asesinaron al heredero a nuestro trono. Así que vamos a entrar allí y lo más probable es que a Rusia no le interese crear un conflicto más grande”. Ese fue un grave error de cálculo por parte de los austriacos. A los rusos esto no les agradó. Tenían un fuerte vínculo con los serbios, y sentían la necesidad de protegerlos. También podemos argumentar que, tal vez, querían movilizarse solo para asustar a los austriacos. Ya fuera que Rusia quisiera tomar parte en una guerra, o que realmente tuviera la intención de proteger a los serbios, o que solo quisiera asustar a los austriacos, los rusos empezaron a movilizarse. Los rusos comenzaron a reunir sus tropas. Se movilizaron. Y es aquí donde todas las alianzas empezaron a entrar en vigor. Si recuerdas las alianzas de las que hablamos hace varios videos, en 1879 tuvimos el Tratado de la Doble Alianza entre Alemania y Austria-Hungría para protegerse mutuamente si Rusia las atacaba o se movilizaba. Así que Alemania piensa “Bueno, tal vez estoy obligada a proteger Austria-Hungría de Rusia”. También tenemos que recordar la Convención militar franco-rusa de 1892. Esta ayuda militar mutua en caso de un ataque. Así que Alemania piensa “Firmamos este tratado y, hasta cierto grado, tal vez tengamos ganas de una guerra porque nos hemos estado militarizando demasiado. Pero no puedo solamente pelear contra Rusia. También sabemos que Francia y Rusia tienen esta alianza justo aquí”. Así que Alemania, con una rapidez totalmente sorprendente, decide declararles la guerra a ambas. El 1 de agosto Alemania le declara la guerra a Rusia, y el 3 de agosto le declara la guerra a Francia, porque sabía, o al menos creía, que no podía declararle la guerra solo a una de ellas. Y trató de hacerlo rápidamente porque no quería que Rusia tuviera la oportunidad de movilizarse demasiado. El hecho de que fuera capaz de hacer esto tan rápidamente —estamos hablando de tres días después de que Austria le declarara la guerra a Serbia y luego otros dos para que le declarara la guerra a Francia— demuestra que Alemania estaba ya en pie de guerra. No es ninguna broma invadir repentinamente o declararle la guerra a un país, así que Alemania estaba preparada para ello. Y esto de aquí le dio la excusa para declarar la guerra. Así que Alemania le declaró la guerra a estos dos países: a Rusia, y luego a Francia. Ahora bien, para Alemania la manera más sencilla de entrar en Francia, y continuar —literalmente— con su ofensiva, era atravesar Bélgica. Pero los alemanes sabían que existía este tratado que tenía 75 años, el Tratado de Londres de 1839, cuyo artículo VII decía que el Reino Unido iba a proteger la neutralidad de Bélgica. Y Alemania no tenía ningún interés de involucrarse en una guerra con los británicos. Los británicos tenían un ejército poderoso, especialmente una fuerza naval muy poderosa. Los alemanes dijeron “Por ahora solo hay que enfrentarnos con los rusos y los franceses”. Así que se comunicaron con los británicos y les dijeron “Este pequeño acuerdo de 1839 que tienen aquí, este acuerdo de hace 75 años, ustedes no se lo toman en serio, ¿verdad? Es decir, si nosotros tenemos que cruzar Bélgica, ustedes realmente no van a hacer válido este tratado, ¿cierto?” Y los británicos dijeron “No. De hecho sí nos lo tomamos muy en serio”. Obviamente, los británicos no querían que los alemanes fueran agresivos. No querían que los alemanes pudieran invadir Francia. Así que el 4 de agosto, cuando Alemania atravesó... invadió Bélgica para entrar en Francia, esto dio una justificación legal a los británicos para declararle la guerra a Alemania. Así que, en cuestión de solo... me refiero a que estamos hablando de unos cuantos meses desde el asesinato de Francisco Fernando de Austria, tenemos a todas las grandes potencias de Europa... y, como vamos a ver, debido a que estaban esos imperios, en poco tiempo la mayor parte del mundo estuvo en guerra entre sí.